Autoridades regionales presentan desafío 100+100 del Minvu con electrificación en campamentos de Atacama

En el campamento Cartavio Sin Fronteras, de Copiapó, se presentó el “Desafío 100+100” del Ministerio de Vivienda y Urbanismo, que busca, durante 2021, iniciar la gestión de cierre de 100 campamentos en todo Chile y mejorar las condiciones de habitabilidad en otros 100 asentamientos, lo que beneficiará a 10 mil familias.

Así lo explicó el Ministro MINVU, Felipe Ward, agregando que la medida entrega una respuesta concreta a una realidad que también se vive en la Región de Atacama y que tiene que ver con el aumento de tomas y campamentos.

“El Gobierno lo está abordando, a través del compromiso de poder gestionar 200 tomas y campamentos por año, y así llegar al 2024, incluido este 2021, a la gestión de 860 asentamientos precarios, que es básicamente el número que según el Catastro de Campamentos 2019 del Minvu existen hoy en Chile. Como Minvu, en promedio en los últimos años hemos gestionado el cierre de cerca de 60 campamentos y gestionar el cierre implica dar una solución habitacional, no desalojar, por lo que con la primera parte de este plan buscamos gestionar el cierre de 100 campamentos por año, lo que esperamos que continúe como política pública en el próximo Gobierno, y así gestionar el cierre de 400 campamentos en los próximos 4 años. Y la segunda parte es dotar de habitabilidad primaria a tomas y campamentos: agua, luz y alcantarillado y en general, medidas que mejoren su calidad de vida mientras se desarrolla su proyecto habitacional».

A nivel regional, la presentación de “100+100” fue encabezada por el Intendente, Patricio Urquieta; la Gobernadora de la Provincia de Copiapó, Paulina Bassaure; el SEREMI MINVU, Pedro Ríos; el Director SERVIU Atacama, Rodrigo Maturana; el SEREMI de Desarrollo Social, Luis Morales; y la Gerenta Zonal de CGE, Valentina Klug.

Las autoridades entregaron los detalles junto a los dirigentes de Cartavio Sin Fronteras, Gerarda Coronel y Cristián Huiriqueo; y a la dirigente regional de campamentos, Ruth Collao.

En este sentido, el Intendente, Patricio Urquieta, explicó que este asentamiento fue elegido para presentar “100+100”, ya que se encuentra con avances importantes en materia de habitabilidad primaria, lo que son medidas concretas que se han adoptado durante el Gobierno del Presidente, Sebastián Piñera, en particular el inicio de la electrificación formal en el lugar.

“Este es un trabajo que se desarrolló con acuerdo con los dirigentes, que en su oportunidad habían llegado denunciando que había promesas incumplidas del gobierno anterior, pero nosotros les dijimos que podíamos asumir este trabajo en conjunto con ellos, sobre la base de algunas condiciones y, la primera de ellas, era hacerlo respetando la fila. Hay muchas personas viviendo en situación de campamento, todos tienen necesidades, algunos tienen más tiempo que otros y naturalmente que ese es un acuerdo que se ha llegado con todas las organizaciones, para poder ir dando estas soluciones según sea la antigüedad. Y después, hacerlo en un trabajo en equipo, que tenían que tener conciencia que el trabajo no era fácil, no era de corto aliento, pero sí necesitábamos hacerlo con la colaboración de todos, y aquí quiero agradecer la disposición que tuvieron tanto los dirigentes, como también las familias que viven en los campamentos, para esperar esta solución que se ha trabajado en conjunto entre la empresa privada con el sector público, a fin de poder llevar energía eléctrica a los domicilios de familias vulnerables”, afirmó la primera autoridad regional.

Por su parte, el SEREMI MINVU, Pedro Ríos, sostuvo que la electrificación, como parte de la habitabilidad primaria de campamentos, es un logro concreto, comprometido y cumplido por el actual Gobierno.

En este sentido, el Secretario Regional Ministerial expresó “tenemos ya asignado más de 860 millones MINVU para habilitación primaria, donde estamos abordando incrementar los suministros de agua potable en campamentos, estamos hablando de mejorar la accesibilidad con caminos con bischofita, estamos hablando de en algunos campamentos poner iluminación, vale decir, estamos trabajando para que haya un avance concreto. Y, adicionalmente, en diciembre pasado firmamos un convenio con el municipio de Copiapó para traspasarle 460 millones de pesos que, ya están en sus cajas, para abordar la habilitación primaria eléctrica de 9 campamentos. Estamos a la espera que el municipio pueda operativizarlo y esas son acciones concretas que se han dado con la experiencia, a nivel regional, del grupo de SERVIU, que maneja asentamientos precarios, ampliándose a un programa que se ha extendido a nivel nacional”.

Este trabajo se ha realizado en coordinación entre organismos del Estado con la empresa CGE, representada en Atacama por su gerenta zonal, Valentina Klug, quien resaltó “estamos felices. Este es el primero de 6 campamentos que vamos a trabajar durante este 2021 y nuestro compromiso es entregar suministro eléctrico a la mayor cantidad de familias. Hemos invertido más de 800 millones en lo que va del año, beneficiando a más de 1000 familias”.

El primer empalme formal del campamento Cartavio Sin Fronteras se realizó en la casa de la señora, Cecilia Antinao, quien sostuvo que para ella esta es una gran medida, ya que vivía con “mucho miedo porque había escuchado que en otras tomas han muerto niños calcinados, porque uno usa velas. Y yo he tenido mucho miedo por mis hijos. Yo tengo 4 niños y tenía mucho miedo, pero ahora, gracias a Dios, estoy muy contenta, muy feliz, ¿por qué?, porque ya tengo mi luz en casa”.

Es importante indicar que para el año 2021 la meta es iniciar la gestión de cierre de 5 campamentos: Til Til Bajo, Villa El Sol y 12 de octubre en Copiapó; sumándose Quebrada del Ají en Tierra Amarilla y Víctor Jara en Chañaral.

Finalmente subrayar que este año se encuentran aprobados, a la fecha, 865 millones de pesos en inversión MINVU para obras de postación eléctrica, carpetas asfálticas, suministro de agua potable, instalación de fosas sépticas y luminarias públicas para asentamientos precarios de Copiapó, Vallenar y Chañaral, lo que beneficiará a 2 mil 136 familias, es decir, unas 6 mil 500 personas

Síguenos en Facebook

Compartir en Redes Sociales